Informador Independiente/Redacción. – México entra en fase 3 y con ello se suma a la lista de países que ya lo han hecho en esta pandemia que golpea al mundo, por lo que este 21 de abril se dio el aviso de que se ingresaba a esta fase, la cual no da esperanza de que pronto acabe esta situación.

Aunado a esto, los mexicanos hemos vivido una pandemia como un viaje en carrito de montaña rusa, que ya no salgas de casa, bueno si eres el presidente sal, besa niñas, señoras y abraza, pero si eres del pueblo ya no lo hagas, usa tapa bocas, pero no lo uses y así cada día.

Mientras el virus invisible a la vista humana, avanza sin control, así que entrar a la fase 3 no es una sorpresa, es más, para muchos aunque signifique caos y contagio al por mayor, es un alivio, ya que por fin se ven a los funcionarios de gobierno con una cara seria, síntoma de que tal vez las cosas sean tomadas en serio.

Y por supuesto, si la cabeza está mal el resto está peor y para muestra está el alcalde de Miguel Hidalgo, Víctor Romo, quien a la menor provocación amenaza con quitar programas sociales en plena fase 3 de pandemia.

Así lo denunció en video una vecina de la alcaldía quien prefirió no recibir un beneficio de abasto de otro partido político contrario a morena y además no dar su nombre por miedo a represalias.

Y es que Romo no trabaja sólo, tiene a sus orejas como José Luis Sánchez que todo lo que ve, va corriendo a contarle para que él desate su furia contra los ciudadanos, según han denunciado varios de ellos.

Además de que los tiene incluso, operando en partidos contrarios para poder saber quiénes le están “volteando bandera” buscando apoyo para salir adelante durante esta emergencia sanitaria en fase 3. Así se las gasta Romo quien ahora busca la reelección por parte de Morena o del partido que se deje según cuentan sus más allegados.